Sepia a la plancha receta especial




Sepia a la plancha, receta especial mediterránea

Ingredientes:
  • 1 sepia
  • Aceite
  • Ajo y perejil
  • Limón
  • Sal



Mi padre nació en levante, y os puedo asegurar que la mejor sepia a la plancha se come allí. Nosotros pasábamos todos los veranos en la playa y no había momento mejor que el del aperitivo, con una buena sepia.

En la playa había un restaurante, La Ponderosa. Ahora es un restaurante, porque nos contaba mi padre que hacía 40 años era una barraca. Siempre vamos allí, seguimos yendo, tanto que mi padre llamaba tío al dueño, y no era su tío ¡ni de cerca! Allí aprendí a hacer la sepia que comparto. Todo sea que ahora que os cuento la receta, ¡no me dejen entrar!

Tienes que lavar y limpiar bien la sepia, y eliminar todo lo que no se come (interior, la boca, que es una bola que está justo entre los tentáculos). Ahora las venden limpias, pero muchas mantienen la boca. Quítala, es mejor. Ponla abierta, en una sartén o plancha con una gota de aceite, y mientras se hace tienes que hacer el siguiente majado en un mortero: pon 1 diente de ajo, perejil y media cucharadita de sal. Cuando esté bien majado, añade el zumo de medio limón y dos cucharadas de aceite. Remueve toda la mezcla bien. Mientras,¡ la sepia ya se ha ido haciendo! Dále la vuelta para que esté bien hecha por las dos partes. Cuando esté lista, sácala, y echa el majado por encima. ¡Ya lo tienes! El error de todo el mundo es freir el majado, o echar la sal a la sepia, pero no lo hagas porque amargará. El majado tiene que ser en crudo. Así es como está buena.

Truco de mamá: si haces unos cortes alrededor de la sepia abierta, evitarás que se encoja y así se hará bien por los dos lados. 

Fabes con Almejas (receta asturiana)

FABES CON ALMEJAS
 (Receta Asturiana)
Ingredientes:

  • 1k alubias blancas
  • 1k almejas
  • 1 cebolla
  • 2 zanahorias
  • 4 ramas grandes de perejil
  • 8 dientes de ajo
  • 50gr de perejil picado.
  • 1 vaso de vino blanco
  • 1dl de vinagre de vino
  • Sal


Aprendí hace unos cuantos años a hacer esta receta, y mi madre siempre me dejaba hacerla a mi, porque le gustaba como me quedaban. Es verdad que a veces ella las estofaba y yo terminaba, pero le gustaba que la acabara yo porque decía que le tenía el punto cogido.

Para que las alubias estén tiernas, es necesario que las pongas en remojo la noche anterior a hacer el guiso.

Es hora de empezar. Escurre las alubias, las lavas bien y las pones a estofar. Para estofar las alubias es más rápido en olla exprés. Para ello pones las alubias, las  zanahorias peladas, 1 cebolla entera y 2-3 ramas de perejil enteras. Cubres con agua hasta arriba y las dejas cociendo unos 30 minutos. Si lo haces en cazuela, déjalas unos 45 minutos.

Ahora hay que preparar las almejas. Es importante que las almejas no tengan tierra o te cargarás el guiso. Para conseguirlo, pon las almejas en un recipiente con agua y un buen puñado de sal para que suelten la arena durante unos 20 minutos. Enjuaga bien las almejas. En una cazuela pon un dedo de agua a hervir e introduce las almejas hasta que se abran. Las puedes ir sacando. Prueba una almeja y si aún tiene tierra pon las almejas ya abiertas debajo del grifo lavándolas poco a poco y de una en una. La próxima vez seguro que te preocupas más de comprarlas mejores. Reserva las almejas.

En una sartén pones a sofreír los dientes de ajos picados, el perejil picado y un buen chorro de aceite. Cuando esté dorado, añade el vino blanco y el chorro de vinagre. Deja que se evapore el vinagre durante 1 minuto (lo olerás) . Entonces añade las almejas ya abiertas. Si estás seguro de que las almejas no tienen tierra, entonces sería aquí donde se echarían para abrirlas directamente con el jugo resultante. Prueba de sal, y añade a tu gusto.

Pasados unos 3 minutos, echa el contenido de la sartén a la olla exprés, donde están las alubias hechas y de donde habrás sacado la cebolla entera, el perejil y las zanahorias.
Remueve y deja cociendo todo durante unos 10 minutos.

Truco de mamá: Si ves que están muy caldosas, saca 2 o 3 alubias, machácalas con un tenedor y vuelve a echarlas dejando espesar mientras cuecen. Esta operación la puedes repetir si aún no estás conforme con el resultado, pero no uses harina para espesar, estropearía el guiso entero. 

Calamares rellenos de setas

Calamares rellenos de setas

Ingredientes:

  • 4 Calamares enteros (uno por comensal)
  • 2 tomates
  • 2 cebollas
  • 2 dientes de ajo
  • 500g de setas
  • Aceite
  • Sal
  • Agua
  • Pimienta negra

Esta es una nueva receta que me he inventado. Probablemente ya haya otras parecidas, vamos, que creo que es muy difícil inventar algo que no esté hecho ya. La cuestión es que se me ocurrió probar a mezclar estos ingredientes, y os aseguro que están buenísmos.

Lo primero que tienes que hacer es limpiar el calamar. Puedes usar calamares, voladores, o chipirones, pero tienen que ser medianos para que puedas rellenarlos con esta mezcla, ya que las setas se quedan enteras.  Para limpiarlo, tienes que eliminar todo el interior, y limpiar bien la parte de la cabeza, ¡¡pero se usa!! Yo no uso los ojos, los tiro, pero hay gente que sí, y elimino bien la parte de la boca (que está debajo de los tentáculos) Los calamares tienen unas "aletas" a los lados. No tengas miedo en arracarlo, porque sale con la piel (que es muy fina), y además éstas se usan para el relleno. Te tiene que quedar, por una lado: el cuerpo limpio, vacío y sin piel; y por otro: los tentáculos y las aletas. En este proceso no tardas más de 5 minutos.

Ahora, prepárate los ingredientes. Pela y trocea los tomates, pica bien los tentáculos y las aletas en trocitos pequeños, pica la cebolla y el ajo, y prepárate las setas. Yo uso una bolsa de setas variadas congeladas de Carrefour. Tienen muchos boletus y están my buenas.

En una cazuela, pon aceite para cubrir el fondo. Pon a sofréir los tomates, la cebolla y el ajo. Ahora mete las setas. Como están congeladas, tardarán un minuto más, pero sueltan agua, así que no pasa nada. Añade sal y pimienta a tu gusto. Por último añade los trocitos del calamar que vamos a usar en el relleno. Deja friendo hasta que veas que las setas estén hechas y retira del fuego.

Toca rellenarlos: para hacerlo, será con el calamar en crudo. Ayúdate de una cucharita.  Coge la mezcla de la cazuela y ve rellenándolos. Te tiene que quedar mezcla para acompañar, así que no presiones mucho hacia abajo.

Ya están rellenos, ahora toca cocinarlo pero sin que se salgan. Para cerrarlos usa un palillo y haz como si fuera un pespunte. Horizontalmente, que entre por un lado y sácalo por el otro. Así no se saldrán.

Cuando los tengas cerrados, colócalos en la misma cazerola que ya has usado. Echa la mezcla que te ha sobrado y añade un vaso de agua. Deja cocer todo durante unos 15 minutos. Ve dando la vuelta a los calamares para que se hagan por ambos lados. Cuando veas que ya está y que el agua ha reducido, retíralos del fuego, ¡y a comer! Si quieres puedes triturar con la batidora lo que te ha quedado de salsa, y si no, lo dejas entero. Puedes acompañarlos con calabacín a la plancha. ¡Buenísimos!

 Truco: Cuanto más grande sea el calamar, más fácil será rellenarlo, pero si es mediano/ pequeño, haz un pequeño corte en la parte superior, desde donde se rellenan, para que te facilite el acceso. ¡Pequeño, que si no, se te abrirán!

Paella Alicantina de mi Tío Carlos

Paella Alicantina de mi Tío Carlos


Ingredientes:

  • 1 ñora
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cabeza de ajos
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 cebolla
  • 1 tomate
  • 1/2 pollo en trozos
  • 1/4 de carne de magro
  • 250gr. de garbanzos cocidos
  • Colorante alimentario para paellas
  • Sal
  • Perejil
  • Aceite de oliva



Este es mi tío Carlos y hace la mejor Paella Alicantina que hemos probado nunca, y eso que hemos comido más de 1.000 paellas en nuestra vida. Como la suya, ninguna. Tanto nos gustaba que en una ocasión nos grabó un vídeo de él mismo haciéndola. 

Los mejores momentos del verano, en su casa, con sus perros, del que nació el mío, su familia y su piscina. 

Se preparan los ingredientes: la ñora puede ser entera o triturada. Dependiendo de cómo esté se hará de una forma u otra.  Es importante que la consigas porque le da un sabor que no se consigue de otra forma.
Se pela el tomate y se ponen estas pieles a cocer en 1 l de agua junto a media cebolla.
En un recipiente, ya sea sartén, paella, olla express, se pone un chorro de aceite. El suficiente para cubrir la base. Se echa la ñora si es entera junto a la cabeza de ajos (haciendo un corte trasversal para que los ajos no salten) y el pimiento cortado en tiras, y el tomate pelado y cortado en trocitos. Se sofríe.
Cuando esté dorado, se aparta la ñora y los pimientos se reservan y se echa el pollo y el magro. Se sofríe todo junto. Cuando esté todo sofrito, se añaden los garbanzos precocidos y lavados y el arroz y de nuevo los pimientos.  El arroz se tiene que sofreír durante un minuto aproximadamente.

Se pondrá media taza de arroz por comensal y el doble y un poco más de agua que de arroz. (si 1 taza de arroz, 2 y ¼ de agua)

Cuando esté todo bien sofrito, se echa el agua colada resultante de la cocción de las cáscaras. En un mortero se majan los dos dientes de ajo pelados, con perejil, 1 cucharada sopera de sal y la ñora si es que la vas a usar triturada. Se vierte el majado en el recipiente y se mueve. Echamos una cucharadita de colorante alimentario.
Cuando esté todo, se deja cociendo hasta que el arroz haya consumido casi toda el agua, entonces se aparta del fuego.

 
Truco de mamá: Puedes añadir conejo si te gusta. Cuando retires el arroz del fuego, se remueve bien todo el arroz, de abajo hacia arriba, tapa y se deja reposar durante 5 minutos.Y listo para servir! ¡A disfrutar!

Tarta de chocolate blanco en el microondas

Tarta de Chocolate Blanco en el Microondas

Ingredientes:

  • 150gr de chocolate blanco
  • 125gr de azúcar
  • 80gr de harina de repostería
  • 3 huevos
  • 125gr. de mantequilla
  • 1/4 vaso de leche
  • 3 cucharadas soperas de leche condensada
  • 1/2 cucharada sopera de levadura en polvo


Parece mentira que se pueda hacer una tarta en el microondas ¿verdad? pues es posible, y además de rapidísima, ¡está buenísima! Si no, mira la pinta que tiene la foto... La encontré hace poco buscando por la red y  he hecho alguna modificación de las mías.

Preparamos los ingredientes. Ya, lo sé,  lo digo siempre, pero es la mejor forma para ahorrar tiempo en la cocina.
¿Ya lo tienes todo organizado? Pues lo primero que tienes que hacer es trocear el chocolate blanco y ponerlo en un plato o bol pequeño, junto con la mantequilla y lo metes en el microondas durante un minuto. Mientras puedes ir mezclando los huevos con el azúcar en un bol más grande.

Pasado el minuto, remueve bien para que el chocolate y la mantequilla se mezclen. Añade esta mezcla al bol grande con los huevos y el azúcar. Ahora echa los dos tipos de leche y vuelve a removerlo todo.

Echa la harina tamizada junto con la levadura. Para tamizar la harina lo puedes hacer poniéndola en un colador y dándole golpecitos para que caiga. De esta forma, eliminarás imperfecciones de la harina y todo será más suave y sin grumos. Échalo poco a poco y sigue removiendo todo.

Ahora, engrasa con mantequilla un molde que puedas meter en el microondas. Mejor si es de silicona para que luego lo puedas desmoldar bien. ¡No se te ocurra usarlo de metal! Echa toda la mezcla en el molde engrasado y mételo en el microondas a toda potencia durante 8-9 minutos.
Pasado este tiempo, no lo saques. Déjalo dentro del microondas entre 10-15 minutos para que repose.

¿Ha pasado el tiempo? Pues ahora puedes desmoldar. Añade cualquier sirope que quieras, y yo, le he puesto nata montada. ¡Ñam, ñam ñam!

Truco: Puedes usar otro tipo de chocolate, con leche, de fundir...la puedes cubrir con mermelada.. ¡lo que quieras y como más te guste!

Cocido Madrileño de Mamá

COCIDO MADRILEÑO AL ESTILO DE MAMÁ

Ingredientes:

  • 1k de garbanzos
  • ½ k de pollo en trozos
  • ¼ de carne de morcillo
  • 1 trozo de tocino blanco
  • 1 carcasa de pollo
  • 1 hueso de jamón
  • 1 hueso de babilla fresco
  • 6 zanahorias
  • 2 patatas
  • 3 ramas de apio
  • 2 puerros
  • 100g de judías verdes planas
  • Colorante alimentario          

Os confieso que el cocido madrileño es mi plato favorito. De siempre, pero también confieso que no todos los cocidos me gustan. Me gusta el de mi madre. Lo más curioso es que el cocido de mi madre es amarillo y ahora ya no puedo comer un cocido blanco. Pero la culpa de esto, la tiene mi padre. ¡Él nunca comía nada que fuera de color blanco! Por eso nuestro cocido era y sigue siendo amarillo.

Además es un cocido que apenas tiene grasa, porque usa más verdura, y no usa chorizo, ni morcilla y se hace en olla exprés.
La noche anterior se dejan los garbanzos en remojo. 

Pela y lava bien la verdura y lava los garbanzos. Corta en trozos de unos 10 cm el puerro y el apio, y el resto de verduras, déjalas enteras para que no se deshagan. Se lava toda la carne, huesos... Una vez todo lavado se pone en la olla exprés, se añade un poco de colorante y una cucharada sopera de sal y se cubre de agua hasta el máximo que te permita, así te saldrá más caldo.
Se deja cociendo aproximadamente 50 minutos.

En el momento que vayas a sacar todo, lo primero que tienes que sacar es la patata y apartarla para que no te espese el caldo.
Es importante colar el caldo antes de hacer la sopa de cocido para que sea más fina y no tenga posibles “pieles” de los garbanzos.
Retiras el caldo colado en otro recipiente y pones una parte de ese caldo en un cazo para hacer la sopa, media taza por persona, y añades un puñadito de fideos (mejor cabellín) por comensal. Una vez esté cocida la pasta, puedes añadir más caldo según el gusto de cada uno. En una bandeja colocas la carne y la verdura y en otra los garbanzos para servir. Primero se sirve la sopa y luego el resto. Lo mejor, ¡es que lo puedes congelar!

Truco de mamá: si te sobra cocido, no congeles la patata. Si te ha quedado guárdala para la cena pero no la congeles con el resto o te estropeará el caldo.



Cómo cocer Pulpo

Cómo cocer Pulpo


Ingredientes para la cocción:
  • 1 pulpo fresco
  • Sal
  • Laurel
  • Agua
Es verdad que hay gente que no sabe cocer un pulpo en su punto, pero mi madre sabía hacerlo, me enseñó a cocerlo y después a cocinarlo. 
Primero os voy a enseñar cómo se cuece y después una receta rapidísima para hacer pulpo a la gallega.




Lo primero es tener un buen pulpo. Tiene que ser fresco, no cocido claro, pero no pasa nada si está congelado. Si es así, déjalo descongelar en la nevera. 


El truco para cocer bien un pulpo es dejarlo 20 minutos por cada kilo de pulpo. Si tienes un pulpo de 2 o 3 kilos serían 40 o 60 minutos. 


En una cazuela grande, mete el pulpo. Mi madre lo hacía en olla express para ahorrar tiempo, pero yo lo hago en cazuela. Cúbrelo de agua hasta arriba, echa una cucharada sopera de sal, si es grande el pulpo; no te preocupes por la sal, porque después cuando lo cocines la puedes ajustar, así que si echas menos, no pasa nada. Echa un par de hojas de laurel y a cocer según el peso/ tiempo. 


Vas a ver que el pulpo mengua muchísimo cuando se cuece y cambia a ese color moradito tan caracterísitco. Por eso, cuanto mayor sea el pulpo, mejor, pero si es pequeño se puede usar para otras recetas.


Cuando haya pasado el tiempo, sácalo del agua y déjalo enfriar. 


Truco de mamá: Una vez cocido y frío, lo puedes partir y congelar por raciones, así tendrás para más ocasiones. 




Receta de Pulpo a la Gallega: 


Ingredientes: Pulpo, patatas, pimentón dulce, pimentón picante, aceite de oliva y sal gorda.


Ya tienes cocido el pulpo, ahora hay que cocer las patatas. Las puedes cocer en el agua del pulpo el día que lo cuezas, pero si no, las puedes incluso hacer en el microondas. Pela y corta las patatas y córtalas en panadera, pero no muy finas, para que no se deshagan. 


Una vez cocidas, colócalas en una fuente o plato, cubriendo el fondo. A continuación corta el pulpo en rodajas y colócalo encima. Espolvorea pimentón dulce y al final un poco del picante, pero no mucho si no te gusta que pique demasiado. Rocía todo bien con aceite de oliva de forma generosa y mételo en el microondas durante un minuto. Sácalo, echa sal gorda por encima, y ¡listo! 





Torrijas Caseras de Mamá

Torrijas Caseras de Mamá

Ingredientes:
  • 1 barra de pan del día anterior
  • 2 huevos
  • Azúcar
  • Leche
  • Canela
  • Aceite para freír


Dicen que las torrijas son de Semana Santa, y ya se acerca, pero a nosotros ¡nos gusta comerlas siempre! ¡Además se tarda poquísimo! Mi madre las solía hacer de vino y de leche, pero a mí me gustan más las de leche.

Prepárate todos los ingredientes y elementos antes y verás el tiempo que se ahorra. Esto es como una cadena de montaje.


¡Empezamos! 1) Bate los huevos en un plato hondo; 2) mezcla azúcar con 3 cucharadas de canela para rebozar el pan en otro plato; puedes ir haciendo esta mezcla según se te vaya terminando para no gastar demasiado. Lo mejor es mezclarlo con una cucharilla en un plato; 3) pon 1 vaso de leche en un bol grande. Rellénalo según se vaya terminando; 4) colócate una fuente con papel de cocina absorbente y una fuente limpia donde se colocarán al final. 5) coloca una sartén con aceite para freír, pero aún no lo enciendas.
Ya tienes todo preparado. Ahora corta rebanadas de pan del día anterior de unos 2,5cm de grosor. En realidad, da lo mismo qué pan utilices siempre que sea ancho; yo las he llegado a hacer con pan de baggette, chapata, barra normal…

Comienza la cadena: Enciende el fuego y pon el aceite a calentar para freír.  Mete el pan en el recipiente de leche poco a poco y que se empape, pero no lo dejes demasiado o se te deshará.
Saca el pan de la leche, mételo en el huevo batido y ve friéndolo en aceite caliente y dándole la vuelta ¡Cuidado! Que si lo tienes mucho tiempo en la sartén se te pueden quemar. Hay que sacarlas cuando estén doradas.
De la sartén al plato con el papel absorbente; de ese plato al del azúcar con la canela; reboza bien el pan ya frito por esta mezcla; de ahí, a la fuente de servir. Sigue la cadena. ¿Rápido? ¡Pues ya verás cómo saben!

Truco de mamá: puedes cocer la leche con una ramita de canela y una cáscara de limón si quieres más sabor. Antes de servir, espolvorea azúcar y canela de nuevo las torrijas por si se ha hecho mucho almíbar.

Pollo Asado con Verduras en el microondas

Pollo asado con verduras en el microondas

Ingredientes:
(para 2 personas)

  • 1 calabacín
  • 3/4 champiñones
  • 1 tomate
  • 3 dientes de ajo
  • 2 cuartos de pollo
  • Aceite
  • Sal




¿Que cuánto se tarda en hacer este guiso? ¡15 minutos! A mi madre nunca le sobraba el tiempo. Mil cosas que hacer, muchas personas de las que ocuparse en casa, así que había que maximizar el tiempo para que además comiéramos sano.

Esta receta de pollo en el microondas, está buenísima, apenas tiene grasa, le gusta a todo el mundo y sobre todo, se hace casi sola.

Para empezar, lava bien los cuartos traseros del pollo. si puedes, pártelos a la mitad (separando el muslo del contramuslo por la articulación blandita que tiene) y hazle algún corte para que se hagan mejor. Lávalos bien y quita las imperfecciones.

Lava el calabacín, si quieres lo puedes pelar, y trocéalo. Corta el tomate en trozos grandecitos, que te salgan unos 8 trozos. Lava bien los champiñones y córtalos a la mitad. Los trozos no pueden ser muy pequeños para que no se te deshaga la verdura.

Ahora, ponlo todo en una fuente de microondas. "Pinta" de aceite de oliva el pollo por ambos lados, coloca los dientes de ajo enteros y con piel por la fuente (hazles un corte para que no salten) y añade sal al gusto.

Mételo a potencia máxima en el microondas durante unos 6 minutos. Pasado el tiempo, da la vuelta al pollo y ponlo otros 6 minutos. ¿Has sonado ya el cling? Pues ya está listo para servir.


Truco: Si metes la fuente en el horno normal durante unos 4 minutos a 250º te quedará tostadito y crujiente y ¡parecerá que lo has asado!

Atún con tomate (¡para niños!)



Atún con tomate 
(¡para niños!)


Ingredientes:

  • 1/2k de atún/ bonito fresco
  • 3 pimientos (rojos o verdes)
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 taza de Salsa de tomate/ tomate frito
  • Agua
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal
  • Harina

Esta receta es una forma fácil para que los niños coman pescado. Primero porque el atún puede llegar a tener un poco la textura de la carne y después porque el sabor les va a encantar. A mi padre le encantaba este plato, y es perfecto como segundo plato, después de una verdura, o para que los niños cenen. 


El atún o el bonito tiene que ser fresco (no de lata) pero sirve si es congelado también. Prepárate antes los ingredientes para que puedas ir haciéndolo todo a la vez. 


Corta el atún en dados. Trocea el pimiento en trozos no muy grandes, pero tampoco muy pequeños. Sirven los pimientos rojos y verdes. Trocea la cebolla en trozos pequeños y pica el diente de ajo. 


Ya lo tienes todo. Ahora comenzamos. En una cazuela, pon aceite para que cubra el fondo. Ponlo a calentar. Mientras se calienta, sala los trocitos de atún (no mucho) y pásalos por un poco de harina. Elimina el exceso de harina sacudiéndolos un poco. A continuación, ponlos en el aceite, y fríelos un poco. No mucho para que luego no se quede seco. Sólo dóralos. Es para cerrarlo y que luego no se deshaga. Una vez dorados, sácalos y reserva. Ahora es el turno de freír la cebolla, el ajo y los pimientos. ¡No dejes que se quemen o se tuesten mucho! si lo haces la receta amargará. Ya está todo dorado, añade el atún y echa 1 taza de tomate. Puede ser salsa de tomate casera, o te sirve igualmente de un brick de tomate frito. Remueve bien, pero con cuidado para no romper el atún. Ahora echa 3 dedos de un vaso de agua. Remueve de nuevo. Pruébalo y ajusta la sal por si fuera necesario. Deja que reduzca un poco la salsa. Si ves que falta agua o tomate, ajústalo. Que cueza todo unos 4 o 5 minutos y ¡listo! Además si sobra, ¡se puede congelar perfectamente!


Truco de mamá: echa media cucharadita de azúcar a la salsa para quitar la acidez del tomate. Estará más rico. 



Tortitas de mamá rellenas de crema

Tortitas de mamá rellenas de crema


Ingredientes para los crepes:



  • 1 huevo
  • 4 cucharadas sop. de azúcar
  • 4 cucharadas sop. de harina
  • 8 cucharadas sop. de leche
  • 1/2 cucharadita levadura en polvo



Ingredientes para la crema pastelera: 

  • 50gr. o 1/3 cup maizena
  • 1/2 l leche
  • 3 yemas de huevo
  • 1 cucharadita de vainilla líquida
  • 100gr. o 1 cup de azúcar

Recuerdo que ésta es la primera receta que me aprendí de memoria cuando era pequeña. Por eso está en cucharadas, porque mi madre me la enseñó así para que la recordara bien. Muchos sábados por la tarde, en casa, en invierno, las hacía para merendar, y aunque solía tomarlas con mermelada de fresa, esta es mi versión para hacer un buen postre, rápido y fácil


Tortitas: mezcla todos los ingredientes con una batidora. Deja reposar unos 10 minutos y hazlas en una sartén antiadherente. Es mejor hacerlas con un poco de mantequilla. Mientras se enfrían, haz la crema pastelera.


Tortitas: mezcla todos los ingredientes con una batidora. Deja reposar unos 10 minutos y hazlas en una sartén antiadherente. Es mejor hacerlas con un poco de mantequilla. Mientras se enfrían, haz la crema pastelera. 


Crema pastelera: 


En un cazo, por la leche junto al azúcar a hervir. Cuando rompa el hervor, retírala del fuego. Mezcla las yemas con la maizena y el extracto de vainilla. Si no tienes vainilla líquida, la puedes usar en polvo, o echar una ramita de vainilla en la leche cuando vayas a hervirla. 


Cuando la leche esté medio templada, echa la mezcla del huevo a la leche, remueve y ponla de nuevo en el fuego. A partir de ahora es como una bechamel. Tienes que remover bien, todo el rato, hasta que veas que ha espesado lo suficiente. Entonces retírala del fuego y déjala enfriar. 


Ya tienes las tortitas, ya tienes la crema, ahora sólo falta rellenarlas. Pon la cantidad que te guste en el centro, enróllalas y coloca el final contra el plato para que no se abran. Así hasta que las tengas todas. Espolvorea los rollitos con azúcar moreno, o normal, y echa un poco de canela en polvo a cada uno. ¿Café? 




Truco de mamá: esta receta es para 6 unidades, si quieres hacer más, sólo tienes que multiplicar los ingredientes por 2 para 12, o por 3 para 18...y si las metes en la nevera un poco, la crema se enfriará y estarán más ricas. 


Paté Casero Rápido

Paté Casero Rápido



Ingredientes:

  • 1 huevo cocido
  • 2 palitos de surimi/ cangrejo
  • 4 anchoas en conserva
  • 1 lata de mejillones 
  • 2 cucharadas de mayonesa


Esta receta la aprendí hace muchos años. A mi madre le encantaba ponerla sobre pan tostado y muchas veces para cenar,  o de aperitivo la solíamos hacer. Lo llamaba el paté de Almu. 


Es rápida, fácil y está buenísimo. Lo puedes comer con pan, pero también es muy socorrido si van amigos a tu casa. Más rápido imposible.


Para empezar, como siempre, prepárate los ingredientes. Eso es lo más importante a la hora de cocinar. Tener todo listo y preparado.

Cuece el huevo. Suele tardar unos 10 minutos. Cuidado al echarlo en el agua porque si se rompe, se saldrá. Pasados los 10 minutos, sácalo y ponlo en agua fría, para quitarle el calor y porque lo vas a pelar mejor. 
Mientras se enfría, ve cortando el resto de los ingredientes: los palitos, las anchoas, y elimina todo el líquido de los mejillones. Sólo vamos a usar los mejillones. Mira bien que los mejillones no tengan muchas "barbitas". ¡Esas no nos gustan! Córtalas con la ayuda de una tijera.  Ahora, corta el huevo, y pon todos los ingredientes en el baso de la batidora. Añade la mayonesa y bátelo todo muy bien. Que no quede ni un trocito. ¿cuánto has tardado? ¡15 minutos! lo puedes poner en un cuenco y con pan tostado o biscotes al lado o untarlo directamente. Eso sí, si lo untas, hazlo en el último momento para que el pan no se ablande. 


Truco: Usa una cuchara sopera para poner el huevo en el agua hirviendo. Será más fácil que no se rompa. 

Solomillo de Cerdo a la Mostaza

Solomillo de Cerdo a la mostaza

Ingredientes:
  • 1 solomillo de cerdo en trocitos
  • 1 cebollita francesa o 1/4 de la normal
  • 2 cucharadas de mostaza de estragón o antigua
  • 5 cucharadas grandes de nata
  • sal
  • Aceite de oliva
  • Perejil picado


Cuando hice esta salsa por primera vez a mi madre le encantó. Recuerdo que la cogí de un libro de cocina francesa que ella tenía. En casa siempre hay mostaza. Nos encanta, y siempre hemos tenido varios tipos. 

Para esta receta, utilizo la mostaza de estragón, la más oscura de todas, pero puedes usar de Dijon, antigua, pero no la amarilla de los perritos. 

Corta el solomillo en trozos no muy grandes. En una sartén un poco profunda, pon un poco de aceite de oliva (cubriendo el fondo). Fríe la carne sin llegar a quemarla mucho o se te quedará algo dura. Cuando esté, sácala y resérvalo. 

En el mismo aceite, fríe la cebolla cortada en trocitos muy pequeños, cuando esté lista, añade 2 cucharadas pequeñas de mostaza y remueve rápido durante unos segundos. Añade la nata y remuévelo todo. Deja cocer un minuto. Verás cómo huelen los vapores de la mostaza. Echa la carne, remueve y ajusta el punto de sal a tu gusto. Deja todo unos 3 o 4 minutos a fuego lento y ¡ya está! Para servirlo puedes espolvorear con perejil picado. Puedes acompañarlo con el arroz mágico de mamá. ¡Delicioso!

Truco: si ves que la nata se reduce mucho, echa un poco más para que no te quedes sin salsa. Si no te gusta la cebolla, puedes eliminarla sin problema. 



Puerros engañados de mamá (¡para niños!)






Puerros engañados de mamá










Ingredientes:
  • 7 u 8 puerros
  • 200g jamón de york en lonchas finas
  • 200g de queso en lonchas finas
  • Harina
  • Leche
  • Sal
  • Mantequilla
  • Queso rallado
  • Aceite


Cuando mi madre hizo esta receta por primera vez yo era bien pequeña y aún me acuerdo, ¡porque nos encantó! Siempre “engañaba” a las verduras para que nos las comiéramos. ¿qué madre no lo hace? Nos gustó tanto que al final lo hacía cada semana hasta que la dijimos que mejor más distanciado…


Para hacer esta receta, tienes que tener unos 7 u 8 puerros. Los lavas bien y eliminas la parte verde. Sólo sirve la blanca. Cortas los puerros en trozos de unos 5 cm aprox. Se cuecen en agua con sal. Cuécelos bien para que estén blanditos y los niños se lo coman bien.

Cuando estén cocidos y fríos, hay que envolverlos. La forma es poner debajo, el jamón de york, la medida es la del puerro, encima el queso, y por último el puerro. Se hace un rollito y se coloca en una bandeja. Así hasta que acabes con todos.

Llega el momento de hacer la salsa: bechamel! Es fácil, pero si no te suele salir bien, te contaré el remedio. En el fondo de una sartén pones aceite de oliva, le echas un cucharón de harina, y sal, fríela un poco para que se elimine el sabor intenso de la harina. A continuación echa la leche poco a poco sin dejar de mover hasta que llegue al espesor deseado.
Cuando la bechamel esté lista, échala por encima de los puerros hasta cubrirlos. Pon unas escamas de mantequilla, queso rallado y mételo al horno durante unos 10 minutos. Los últimos dos minutos dale más potencia de calor para que salga esa capita tostada que tanto nos gusta!! A la mesa y a servir!!!

Truco de mamá: coge una cebollita francesa, trocéala y fríela en el aceite antes de echar la harina. Y si te salen grumos al principio del proceso, como a mí, pon la mezcla cuando ya hayas vertido la leche en un recipiente, bátela con la batidora, y vuelve a echarla en la sartén y déjala cocer hasta que espese. 

Champiñones rellenos

Champiñones
 Rellenos


Ingredientes:
Champiñones frescos
  • Aceite
  • Sal
  • Fuet
  • Chorizo, salchichón...
  • Pavo o jamón
  • Queso
Esta receta me la ha pedido mi amiga Marta, que allá, parece que sólo come chimichangas...
La verdad es que esto es lo más sencillo que hay. De hecho, casi no es una receta. Lo bueno, que es rápido, fácil y sólo necesitas un microondas. 

Lo primero que tienes que hacer es limpiar bien los champiñones y cortarles el tallo. No los cojas muy pequeños o te será más difícil. Para quitárselo arráncalo desde abajo, dando un pequeño giro para que te quede hueco para rellenar. 

Un vez limpios, mételos en el microondas con una gota de aceite y una pizca de sal en cada uno durante unos dos minutos. También los puedes hacer a la plancha si quieres, pero en el micro es más rápido y no se hace tanto humo. 

Mientras se hacen, corta taquitos de lo que más te guste. A Marta, le encanta el fuet, así que fuedes rellenarlos con fuet, pero puedes hacerlos de lo que más te guste, chorizo, jamón, jamón serrano, pavo, atún ¡o variarlos! Pasados los dos minutos, saca los champiñones del microondas y ve rellenando cada champiñón con un poco de lo que hayas cortado. Coloca encima un poco de queso cortado en lonchas finas, o rallado, como más te guste y mételo 1 minuto más en el microondas o en el horno para derretir el queso. ¡Listo! 

Truco de mamá: Si los haces de pavo o jamón de york, puedes poner un poco de ajo en polvo para que tenga más sabor

Bizcocho Casero de mamá

Bizcocho Casero de mamá

Ingredientes:

  • Ralladura de 1 limón
  • 1 vaso de aceite
  • 2  vasos de azúcar
  • 4 huevos
  • 3 vasos de harina
  • 1 sobre de levadura
  • 1 yogur de limón

Sólo de pensar cómo huele este bizcocho en el horno, se me hace la boca agua!!! Y además es rapidísimo de hacer. En tan solo 30 minutos lo tendrás listo.

La medida de este postre es el mismo vaso del yogur. Una vez preparados los ingredientes, simplemente mézclalos con una batidora. Engrasa un molde con mantequilla y espolvorea un poco de harina. Vierte la mezcla y mételo en el horno precalentado a 180º durante unos 20 minutos. Comprueba que está hecho pinchando en el centro con un palito o varilla. Está hecho si el palito sale limpio. Este bizcocho te sirve de base para un montón de tartas. Puedes rellenarlo, cubrirlo de chocolate, de fruta… y además esta mezcla te sirve también para hacer magdalenas!!!
Truco de mama: añade 2 cucharadas soperas de agua de azahar y cambiarás el sabor. ¡Puedes cambiar el limón por naranja!